martes, 30 de noviembre de 2010

LUIS ¿Y POR QUÉ A LOS TOROS NO?


Juan Arolas
El 5 de marzo Luis del Olmo, hacía estas respetuosas y equilibradas manifestaciones desde el espacio la columna de Punto Radio sobre el debate de los toros:



Sin embargo, el 29 de noviembre se celebró la gala de entrega de los premios Protagonistas del año 2010 en el Palacio de Congresos de Cataluña, presentada por Luis del Olmo y Carmen Cervera, Baronesa Thyssen. Después de ver sobre quién han recaído, me pregunto Luís ¿Y por qué a los toros no?. José Tomás, Enrique Ponce, El Juli, Morante...no te valen para recoger un premio de tu radio.

Visto el sitio donde se celebraba y los políticos premiados se puede entender que a "Luis el correcto" se le haya visto el plumero.

Premio a la Música: MIGUEL RIOS.
Por esos 50 años en la carretera, con la música en vivo y la música más viva, y demostrando en carne propia que “los viejos rockeros nunca mueren.”

Premio a la Ciencia: BORJA CORCÓSTEGUI.
Por sus extraordinarios avances en la Microcirugía ocular que le ha colocado en la cima de la oftalmología mundial.

Premio al deporte: ANDRÉS INIESTA.
Por demostrar con ingenio, habilidad y genialidad que es posible ser una figura mundial y a la vez un formidable jugador de equipo.

Premio a la Política: ALFREDO PÉREZ RUBALCABA.
Por ejercer su labor de servicio público de una forma coherente, infatigable e incombustible, tanto cuando estaba en la oposición, como en sus diversas etapas como ministro.

Premio a Trayectoria: LA ONCE Y SU FUNDACIÓN.
Por su extraordinaria labor en pro del invidente y del discapacitado, que la ha convertido en institución ejemplar, envidiada e imitada en todo el mundo.

Premio al Cine: LUIS TOSAR.
Por ser un actor formidable, comprometido, apasionado y apasionante, y con mayor proyección internacional de nuestro séptimo arte.

Premio al Flamenco: ESTRELLA MORENTE.
Por ser poseedora de una voz impresionante, flexible, seductora, llena de ángel y de duende, dominando todos los palos del flamenco y la canción española.

Premio a la Innovación: LABORATORIOS AVÈNE, DEL GRUPO FARMACÉUTICO PIERRE FABRE.
Por haber creado el nuevo Dispositivo Exclusivo Fórmula Intacta, un sistema dosificador que permite conservar la fórmula completamente estéril, protegiéndola de toda contaminación por gérmenes, algo fundamental para las pieles sensibles y alérgicas.

Premio a la Radio: ALBERT CASTILLÓN.
Por sus evidentes dotes de comunicador, su incansable trabajo, su exigente creatividad que le han convertido en unos de los ejemplos más claros de que la radio tiene un envidiable futuro.

Premio a la Televisión: CHRISTIAN GALVEZ.
Por conducir con acierto, arte, y atractivo de los programas veteranos de más audiencia de nuestras televisiones: Pasapalabra.

Premio al deporte: IKER CASILLAS.
Por ser uno de los mejores guardametas de la historia de nuestro fútbol, y liderar a nuestra selección en su extraordinaria trayectoria que ha conseguido el campeonato del mundo.

Premio a la Empresa: PEUGEOT.
Por su extraordinaria labor en investigación, diseño y comercialización, que le han llevado a ser una marca de referencia en el difícil y competitivo mundo del automóvil y que se mantiene como una de las líderes en su sector en sus 200 años de historia.

Premio a la Televisión: DAVID JANER.
Por ser el afamado protagonista de AGUILA ROJA, la serie de ficción más popular y fascinante de la Uno.

Premio a la Política: ARTUR MAS.
Por su extraordinario tesón en el difícil campo de la política y por liderar un nacionalismo integrador dialogante y cercano a la realidad de Cataluña.

Premio a la Canción Catalana: RAIMON.
Por ser un ejemplo vivo de perseverancia y tenacidad en una forma de entender la cançó, por encima de modas efímeras.

Premio a la Solidaridad: FUNDACIÓN ESTHER KOPLOWITZ.
Por su extraordinaria labor de ayuda a los colectivos más necesitados de la sociedad.

Premio a la Radio de las comunidades: JORDI BASTE.
Por su labor profesional en Rac 1 y sus evidentes dotes como comunicador en la difícil, estimulante y competitiva radio de las mañanas.

Premio al Flamenco: JOSÉ MERCÉ.
Por dominar el cante tradicional como los grandes maestros y a la vez ser un maestro en la renovación del género manteniendo con pureza y autenticidad el tarro de las esencias.
Y digo yo, tantos flamenquitos para qué, para luego cantarles a los nuevos señoritos de la política. Un respeto, Luís.

domingo, 28 de noviembre de 2010

En el pais de los ciegos... el tuerto es el rey.

El Arte de la Ecritura Musical Flamenca
Aquí se ven unas falsetas muy básicas de soleares que aparecen a lo largo de la discografía flamenca antigua. Se basan en las técnicas rudimentarias de la guitarra flamenca, como el pulgar, los rasgueados y los arpegios. Son un buen primer paso para empezar a tocar la guitarra flamenca, aunque lo primero es saber de compás. Pica en las imágenes para escuchar.
Se oye en muchas grabaciones antiguas. Hay que mantener el pulgar doblado hacia atrás y tocar con pulsación apoyada (apoyando el pulgar en la siguiente cuerda después de cada pulsación).


Aún teniendo claro que cualquier tipo de música, sonido o composición está basada y por tanto ejecutada pajo un pentagrama…Dos músicos se embarcan en una labor con pocos precedentes, realizar un estudio musical de las formas del flamenco con algunos cantes esenciales. El libro, abre un camino casi virgen en el mundo del Flamenco. Al mismo tiempo editan un disco, registrando con el piano y otros instrumentos como la viola, el oboe o la darbuka, temas como "¿Pa qué tanto padecer?" (Malagueña de Chacón), "Vino a llamarme" (Malagueña del Mellizo), "Siempre por los rincones" (Seguiriyas de Manuel Torre)...


Queda sobradamente claro que, cualquier compás, de cualquier tipo de cante que exista en la historia se basa y se aprende entre las cinco líneas y cuatro espacios del pentagrama... otra cosa es el ARTE a la hora de ejecutarlo.







LA LIDIA DEL MANSO ENCASTADO POR "YIYO"


Juan Arolas

La triunfal tarde del 1 de junio de 1983 en la Plaza de Madrid la cerró José Cubero "Yiyo" lidiando al toro "Triunfador", de Bernardino Giménez Indarte. Había entrado en la corrida por la vía de la sustitución y fue sacado en hombros de los aficionados por la Puerta Grande de "Las Ventas".


"Triunfador" fue un regalito que no tenía ni un pelo de tonto y que transmitía al tendido respeto por todo lo que se hacía delante de él. Yiyo no se arrengó y estuvo echo un verdadero tío en la lidia de este manso encastado, al que poco a poco fue desengañándolo, siendo asombrosa la manera de ponerlo en suerte en la segunda vara con en el capote.
Con la muleta el inicio de faena es de mando suave sin estridencias. En la tercera tanda, ya le adelanta la muleta para comer y hasta le pone la pierna contraria. En la siguiente, se da el gusto de vaciar el muletazo para adentro y chulearle en el desplante. La réplica de "Triunfador" no se hace esperar y no duda en echárselo a los lomos en cuanto puede.

De como se levanta "Yiyo" y de su reacción no voy a decir nada, sólo que así es la fiesta en su grandeza.


DIOS GUARDE A "YIYO". "TORERO, TORERO..."



sábado, 27 de noviembre de 2010

SIGUIRIYAS POR JOSÉ VALENCIA


Flamenco -world.com

Haber nacido en Barcelona (1975), no le niega "la nacionalidad" lebrijana. El dominio de la soleá con sólo doce años le valió un premio en Mairena del Alcor. Trabajó después codo a codo con el guitarrista Pedro Bacán y con su grupo El Clan de los Pinini. También participó en los espectáculos ‘Chachipén’ y ‘Majarí Calí’ de Manuel de Paula. Jerez es otra de las plazas flamencas de las que bebió, como se materializó en su colaboración con Antonio el Pipa.

A partir de 2000, cuando cambia su nombre artístico por el de José Valencia, se convierte en una de las voces imprescindibles de las compañías de baile. Canta en la compañía de Farruquito, en la compañía de Antonio Canales, en la compañía de Javier Latorre, en la compañía de Rafael Campallo...

La Bienal de Sevilla 2004 le otorga el Premio al Artista Revelación del festival, a raíz de su trabajo en espectáculos tan variados como ‘Asimetrías’ de Andrés Marín, ‘Alicia’ de Compañía Los Ulen y ‘Formas y movimiento’ de Joaquín Grilo. Durante 2005, forma parte del espectáculo ‘Carmen, Carmela’ de Antonio Canales y comienza a dar recitales en solitario en foros como ‘Jueves Flamencos’ de la Sala Joaquín Turina de Sevilla y el Festival de Mont de Marsan.



FRANÇAIS GYPSY


Juan Arolas

Saintes Maries de la Mer recibe su nombre, que significa Santas Marías de la Mar, por María Salomé y María Jacobé, que llegaron a la ciudad procedentes de Tierra Santa junto a la esclava Sara, huyendo de los ataques contra los cristianos. En el mismo barco viajaban, entre otras personas cercanas a Jesucristo, María Magdalena y Santa Marta, que posteriormente marcharon a evangelizar otros lugares de Francia.
En la cripta de la Iglesia Nôtre Dame de la Mer, se encuentra también una imagen negra: es la esclava Sara, conocida hoy en día como Santa Sara Kali, patrona de todos los gitanos. La historia de Sara es algo misteriosa. Se ha llegado a decir que era la hija de Jesucristo y María Magdalena, aunque eso ha sido totalmente negado por la Iglesia Católica. También que no iba en el barco, sino que presintió la llegada de las Santas y las ayudó a desembarcar. Otra leyenda cuenta que sí viajaba en el barco, y que estando a merced de las corrientes y sin comida, se quitó el pañuelo de la cabeza e hizo la promesa de que si llegaban sanos y salvos a tierra, no se volvería a quitar el pañuelo en señal de respeto a Dios, llegando después a Francia y cumpliendo su promesa el resto de su vida.
Esta última es la versión más aceptada entre el pueblo calé. Por ello muchas gitanas le llevan pañuelos para demostrarle su devoción. Además Santa Sara Kali está relacionada con la maternidad, por lo que las mujeres con problemas de fertilidad acuden a pedirle que las ayude a quedar embarazadas. También las que están encinta para tener un buen parto.
Los gitanos, que la han hecho su patrona, la veneran cada año en la última semana de mayo. Miles de personas llegan en peregrinación de todas las partes del mundo, principalmente del este de Europa para celebrar tres días de fiesta y devoción. El momento cumbre de esta fiesta es el día 24 de mayo, cuando la imagen de la Santa es sacada en procesión y llevada hasta el mar por los gitanos. Al día siguiente son sacadas también las Santas Marías y llevadas igualmente hasta el mar. El último día de celebración está dedicado al Marqués de Baroncelli, célebre aristócrata de la ciudad que consiguió que la Iglesia Católica autorizara las procesiones a Santa Sara, que no ha sido santificada por la Iglesia de Roma, y que fue un gran defensor de las tradiciones y de los gitanos.


viernes, 26 de noviembre de 2010

LA CARTELERIA TAURINA DEL SIGLO XXI

En la puerta de un molino
me puse a considerar
las vueltas qu'a dao er mundo
y las que le quean que dar.


jueves, 25 de noviembre de 2010

CON T DE TÍO


Después de tanto G-6, G-8, G-10, ahora resulta que los verdaderos G de verdad, son esos HOMBRES que posan en la fotografía. HOMBRES de bien, con cara de currantes. HOMBRES que llevan la pasión en sus rostros y calzan cholas de deporte. Son verdaderos, auténticos, porque son ante todo HOMBRES. Y además, a ellos la letra G le suena a chino, porque a ellos lo que de verdad les gusta, empieza por la letra T. De TORO y DE TÍO, como han sido ellos, unos verdaderos TÍOS. ENHORABUENA.

SIGUIRIYAS POR JOSELETE


Allá por el mes de febrero, la cueva del Quemadero de la peña El Morato en Almería, se llenó de aficionados y de una gran pléyade de artistas almerienses como Juan Gómez, José Sorroche, Niño de la Manola, Niño de las Cuevas o Manuel Fernández El Titi que no quisieron perderse el recital del gitano linarense, José Heredia Heredia "Joselete". Lo acompañó a la guitarra su paisano Fernando Contreras "El Cali", que lo hizo de forma correcta, sin artilugios, pero eficaz y respetando al cante. Durante su actuación, se escuchó un emocionante "vivan las razas orientales", que puso a más de uno la piel de gallina. Aquí les dejamos con su cante por siguiriyas.
"cada vez que a mi tierra
me voy acercando,
veo con pena
las mismas murallas,
los mismos quebrantos"

martes, 23 de noviembre de 2010

NIÑO DE ALMADÉN POR TARANTAS


Fue un maestro de los cantes mineros. Jacinto vivió la experiencia de la mina. Su padre era minero y él mismo trabajó en las minas de carbón de Puertollano. Empezó a cantar tarantas sabiendo lo que significaban sus letras; luego dejó la mina por el cante y siguió aprendiendo. Su maestro, como el de muchos, fue Chacón.


lunes, 22 de noviembre de 2010

EL REY DAVID. MEXICO

Acaba penita, acaba
acaba ya de una vez
que con el morir se acaba
la pena y el padecer.


sábado, 20 de noviembre de 2010

¡VIVA EL JULI!

Por Pla Ventura. Opinionytoros
Nadie que se considere medianamente sensato puede dejar de valorar lo que ha llevado a cabo El Juli en la presente temporada. Un clamor de principio a fin que le ha situado entre los más grandes para llevarse, entre otros muchos premios, la Oreja de Oro que otorga RNE. Si hablamos de cifras y estadísticas, El Juli ha roto el molde, nada más cierto.
Iconoclasta en lo suyo, Julián López ha logrado éxitos de clamor que, lógicamente, han sido cantados por todos los medios. ¿Cómo esconderlos? En los medios de comunicación, pese a todo, sigue habiendo justicia. Es cierto que, las estadísticas de este hombre asustan; como asustará la ingente cantidad de dinero que habrá ganado que, jugándose la vida, en buena lid, ha sabido llenar sus arcas y, las de Roberto Domínguez que, para su felicidad, está ganando más dinero ahora que cuando impartía sus bellas lecciones frente a los toros. Caprichos del destino.
El Juli, feliz por sus éxitos, se muestra serio en la imagen.
Siempre dije que, la vida, en estos últimos años, ha sido muy generosa para con Roberto Domínguez puesto que, todo lo que le arrebató cuando ejercía como artista, se lo ha devuelto ahora como apoderado; mejor para él puesto que, como sabemos, ahora gana dinero sin tener que jugarse la vida; con la expresión de su castellano culto y hermoso, le basta y le sobra para contar ahora el dinero que antes le negaban.
Estadísticamente, sin duda alguna, El Juli ya puede ser considerado un torero de época; suyas son las cifras más estremecedoras; cifras que, sin duda alguna, asustarán hasta sus propios compañeros. Actuaciones, numerología al respecto y todo el amalgama de éxitos que, irremediablemente le sitúan en lo más alto. Ciertamente, nadie le negará su entrega frente a los toros, su disposición por retar a sus propios compañeros dentro del ruedo y, ante todo, su gallarda forma de matar a los toros.
Todo lo dicho es una gran verdad, pero debo de confesar que, las imágenes que he podido ver de la feria de Nimes en que, mientras toreaba Curro Díaz, el cámara, se recreó con la carita de El Juli que, su expresión denotaba que estaba en un funeral y, no podía ser de otro modo. Digamos que todas las figuras del toreo que pasaron por Nimes, por culpa de Curro Díaz, todos se vistieron de “negro” porque ninguno de sus triunfos pudo con el arte del diestro linarense. La actuación de Curro Díaz en Nimes compitiendo con las máximas figuras de la torería vino a demostrar que si dicho diestro compitiera siempre con las mismas armas que sus compañeros, desdichado El Juli y la mayoría de las figuras. El arte tiene mucho más calado que la numerología.
Del mismo modo, según he podido saber, El Juli, cierto día, mientras revisaba sus abultadas cuentas por el dinero honrado ganado, al ver las imágenes de Juan Mora en Madrid, unas lágrimas se deslizaron por sus mejillas. ¿Pura emoción? Así debe ser. ¿Impotencia? No creo. ¿Desilusión? Quizás toda. Pero si es cierto que, pese a toda la “gloria” acumulada por el torero madrileño, al comprobar que Juan Mora le cortó las dos orejas a su primer todo con tan solo media docena de pases, su desilusión fue inmensa. ¡Media docena de pases! Es curioso porque, El Juli, para lograr el triunfo tiene que dar quinientos pases y, para su desdicha, jamás dejó la más mínima estela de arte. El Juli es el rey de la estadística, Curro Díaz, el rey del arte y, Juan Mora, el rey de la magia. Que elija cada cual.

viernes, 19 de noviembre de 2010

JOSÉ FUENTES: YO ALUCINABA...

"Juan de Palma era el hermano mayor de Antonio Ordoñez y fue muchos años con él de banderillero. Fue un grandioso torero con el capote. Daba gloria verlo delante del toro. Era fuera de lo normal. Tuve mucha relación con su familia, porque otro hermano, Alfonso, venía en mi cuadrilla. Juan tenía eso que llaman la difícil facilidad, los paraba con el capote con un ritmo y un temple muy especial. Yo alucinaba...
Pero el que de verdad me enseñó a torear con el capote se llamaba Manolo Escudero. Ha sido el mejor que yo he visto."


José Fuentes

lunes, 15 de noviembre de 2010

EL FANDANGO DEL ALMENDRO


Fue banderillero de Rafael El Gallo, Joselito, Ignacio Sánchez Mejías, Maera, Algabeño y Cagancho, retirándose de los ruedos en 1931. Enrique Ortega Monje "El Almendro", nació en la sevillana Alameda de Hércules en 1892. Junto con Blanquet y el "Cuco" formó parte de la cuadrilla del coloso de Gelves, José Gómez "Gallito". Desde el 1912 hasta que lo dejó enterrado en el cementerio de San Fernando estuvo con su primo hermano "Joselito", el mismo que le pedía después de las tardes de gloria, que le cantara ese fandanguito que creó sin darse cuenta y que con el tiempo popularizó otro de los grandes, su pariente Manolo Caracol.

jueves, 11 de noviembre de 2010

ERA UN DÍA SEÑALADO DE SANTIAGO Y SANTA ANA


Un día, mientras interpretaba un cante por siguiriya, Manuel Torre sufrió un vómito de sangre. Su amigo el torero Ignacio Sánchez Mejías, que más tarde fue llorado por García Lorca en su famoso poema, lo puso en manos de médicos que le diagnosticaron tuberculosis. Manuel de Soto Loreto, "Manuel Torre" murió en Sevilla en su casa de la calle Amapola el 21 de julio de 1933, rodeado por el entorno humilde y andaluz en el que siempre vivó.

Manuel Torre, el de los sonidos negros, el inspirador de todas las teorías del duende, fue tenido por un personaje raro, caprichoso, extravagante a veces, de mal carácter e inseguro incluso, pero dispuso de una voz natural y un sonido revolucionario en su tiempo, con profundas pasiones y violentas emociones. Su vida fue siempre ajena a las preocupaciones sociales, sólamente mostraba interés por sus galgos (”Andújar” y “Amapola”), los pollos ingleses, su colección de relojes de bolsillo y su borriquillo (el “exprés de Cádiz”) con el que hacía los desplazamientos cortos para sus actuaciones.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

LA PALABRA DEL LITRI


"Hoy se torea mejor, más despacio, con más lentitud, casi a cámara lenta. Antes, eso no lo permitía el toro. Aquello era una guerra. Con ocho o diez muletazos bien dados, se triunfaba. El toro estaba mejor hecho, era más bajo, se movía más y era más fiero. Tenía cien kilos menos. Ahora, por exceso de peso, se agota antes y no tiene movilidad ni transmisión, por lo que el público se aburre".

martes, 9 de noviembre de 2010

LA SOLEÁ EN LOS PIES


Antonio Montoya Flores, fue un caso aparte. Independiente, arisco y gitanísimo, en estas imágenes con su flequillo sobre su frente, es la reencarnación del mismísimo diablo en el baile. No le hacía falta ser esbelto, su cintura ancha con sus manos agarrándose la chaqueta, te guiaban hacia sus rabiosos pies, engranando sus movimientos como si de un Longines suizo se tratara. Acompañado de su cuñao Chocolate y de Morao, que ejercen de escuderos, el genio, con su mirada y risa sardónica prepara el final de la soleá, introduce un ritmo frenético, sus pies se escapan y la soleá, con ellos.


lunes, 8 de noviembre de 2010

"Vámonos, vámonos, al Café de la Unión"

Del matrimonio entre José Ortega "El Chicuco" y Gabriela Díaz hermana del Lavi, nacieron cuatro hijos y una hija, saliendo todos los varones banderilleros como el padre; siendo el más famoso de todos Francisco Javier Ortega Díaz 'Cuco' que toreó en las cuadrillas de su tío El Lavi, El Chiclanero, El Tato y Frascuelo. Los cuatro hermanos banderilleros cantaban muy bien, por afición, en reuniones privadas; llevando El Cuco a Madrid el cante por caracoles, para el que compuso aquella letra que luego inmortalizaría Chacón, que terminaba diciendo: "Vámonos, vámonos / al Café de La Unión / donde paran Curro Cúchares, / El Tato y Juan León".

domingo, 7 de noviembre de 2010

EL TESTIGO


¡Coño Brujo, que te vas del escenario y nos dejas en ascuas, compuestos y sin novia, con la boca abierta, confundidos, esperando que nos caiga la breva, esperando no caernos del guindo, con la miel en los labios, con la sonrisa boba puesta! Brujo, que nos dejaste a la mitad. Al público, con el que hacías el amor escénico, lo dejaste con los ojos abiertos de par en par y a mitad de faena, sin alcanzar el cielo, el éxtasis, el orgasmo, la jubilación anticipada. Brujo, que se nos hizo cortísimo tu espectáculo y eso es una mala pasada te pongas como te pongas.

Teatro lleno. Público entregado. "El Brujo", que sale y hace, como siempre, lo que le da la gana: y engancha al espectador, y se produce el milagro del teatro. Palabras, palabras, palabras a la que "El Brujo" rinde homenaje.

Y allí está "El Brujo", solo una vez más en el escenario, y lo llena. "El Brujo" está inspirado, cautivador, ingenioso, disparatado, irónico, la cabeza perdida y ágil, haciendo el solo teatro puro de enorme fuerza: actor y público en perfecta sintonía, en mitad de un silencio sagrado sólo roto por las agradecidas risas. "El Brujo" se lo guisa, se lo come, lo digiere y todo lo que haga falta. Puede con todo.

Brujo ¡vuelve! no te vayas, Brujo ¡mucha salud!.



sábado, 6 de noviembre de 2010

SER TORERO EN LA CALLE

Recuerdo una mañana que ví a la puerta del Café Novelty a Pepín Martín Vázquez, Manolo Escudero y Rafael Albaicín, que tentaban por la tarde. Los tres elegantísimos. Albaicín con su pañuelo de seda al cuello como los gitanos ricos, a Manolo Escudero lo mismo que Luís Gómez "El Estudiante", le gustaba la ropa inglesa y llevaban chaquetas de Cachemir y sombrero de fieltro.
Pepín Martín Vázquez se hospedaba en el Gran Hotel y recuerdo que "olía a torero" vestido de calle (ahora van en chandal y deportivas), porque daba gloria verlo atravesar la Plaza Mayor con un traje diplomático negro con rayas blancas, con el mismo salero que si estuviese haciéndo el paseillo.

Alfonso Navalón.

viernes, 5 de noviembre de 2010

QUE PONGAN AL JULY DE DELANTERO DEL BILBAO


Todas las figuras del toreo siempre han impuesto sus supuestos derechos, estoqueando las ganaderías más comerciales del momento y acartelándose con los toreros que ellos elegían. No obstante existía un equilibrio en el cual, dichos matadores ejercían de verdaderas figuras para lidiar corridas más encastadas y torear con sus más inmediatos rivales.

Joselito toreó con Belmonte la de Albaserrada. Manolete con Pepe Luis Vázquez la de Miura. Eran lo que se llamaban gestas y servían para redimir en el ruedo la supremacía del escalafón. Los aficionados entonces tenían argumentos, para rebatir las razones u opiniones que se generaban sobre las distintas figuras del toreo.

Sin embargo lo han manipulado todo. Se han inventado el cartel de “ganaderías duras”, con toreros modestos. Las figuras del momento no hacen ninguna gesta, ni torean una corrida encastada, ni se ven las caras en el ruedo.

Y ningún sector de la prensa que vive de esto dice nada. Incluso se atreven a querernos domesticar alabando las crónicas del fútbol. Pues que pongan al Juli de delantero del Bilbao...

jueves, 4 de noviembre de 2010

Signes du Toro

Nuevas y extraordinarias imágenes,
de la faena completa de Curro Díaz
en Nimes, a Azulejo de la Quinta.

video

miércoles, 3 de noviembre de 2010

¡Había una vez... un circo!


Ya he leído algún resumen del año, pero este de Enríque Martín de Toros 6 Grada, me parece acertadísimo y muy descriptivo.

¡Había una vez... un circo!

Un circo que repartía alegría y felicidad a diestro y siniestro. Un engendro entre el “Circo de Manolita Chen”, por su casticismo, y el “Cirque du Soleil”, por eso de no incluir fieras en su repertorio. Allá por febrero y marzo nos amenazaban con su nuevo montaje para la temporada: “Tauromágicos”. Ahora lo ves, ahora no lo ves y ¡tacháaaaan! te la vuelven a colar.


Si hacemos caso a los profesionales y especialistas del volatín, cucamona y malabarismo, el éxito no ha tenido precedentes. No hay que tener en cuenta que entre Sevilla y Madrid se sumaran casi sesenta funciones entre abril y mayo y que el público se aburriera y en ocasiones se cabreara como una mona. En Sevilla irrumpió un tal Oliva Soto al que el respetable acogió entre grandes esperanzas, pero al que los empresarios y artistas de este circo de “Manolita Soleil” le mandaron ipso facto a limpiar la jaula de los elefantes. Parecido a lo que en Madrid sufrieron dos secundarios de la función, un tal Arruga y un tal Casanova, que un poco más y les destierran al oasis de Siwa.


Pero estaba muy pensado este tinglado de “Tauromágicos” para que no se consiguiera que saliera bien. La gran estrella del trapecio Pinito del July iba a demostrar lo que se puede hacer con un trapo y un palo en la mano. El hombre que más vueltas da en rededor suyo sin perder el sentido, al compás de un animalillo que va detrás de una tela de color rojo. Y no acaba ahí la hazaña, porque este mismo ejercicio ha sido capaz de repetirlo en varios escenarios, sin cambiar ni un punto, ni una coma. Cada ejercicio era un clon del anterior. Eso sí que es para enmarcar. Una vuelta y otra y otra más, hasta conseguir hipnotizar a toda la concurrencia. Bueno a todos no, había algunos que decían que tenía truco, ¡sabrán ellos! Que bajen ellos a dar esos volatines veleteros sin tan siquiera tambalearse.


Aunque no ha sido éste el único genio que ha esparcido su magia por el mundo. ¿Quién se puede olvidar de la velocidad de las frenéticas carreras del Fandi…ni. Directamente del circo de Monza, para todos los públicos de España, Francia, Portugal y América. Velocidad y precisión perfectamente conjugadas. El grande, la reencarnación del hombre bala, capaz de alcanzar unas velocidades estratosféricas y además atinar en lo alto del lomo de un animalito, negro generalmente, que no llegaba a ver de donde le caía el rayo de su arte.


Los increíbles 7 Grandiosos, o como se anuncian por ahí, los G7, los acróbatas más esperpénticamente acoplados en pos de un interés común, común a ellos solamente, pero común. Con sus ejercicios de prodigiosa elasticidad para encajar donde les pongan y su increíble capacidad para obnubilar hasta a los señores ministros del gobierno. Ahora estoy aquí, pego un salto con un escalofriante volatín y me planto en el Ministerio de Cultura en un abrir y cerrar de ojos; que ahora estamos con la ministra y ¡voilà! Pues ahora me planto en un hotel cercano para dar una rueda de prensa casi en la clandestinidad y sin que se note que les acaban de dar una larga cambiada digna del mismísimo Rafael el Gallo. Y que conste que en estas giras de entrevistas osan actuar sin red. La lástima es que estos “shows” sólo son para disfrute de unos pocos privilegiados, ministros, ministras y otras autoridades de alto nivel.


Y todo esto vigilado por el ojo que todo lo ve, con la majestuosidad propia de los elegidos, por aquel que este año ha celebrado que ha alcanzado la cifra de… ¿de cuántas? No sé, pero han sido muchas corridas del Maestre Ponce, el califa de Chiva, el que ha reinventado las artes circenses, el que ha conjugado riesgo, arte, estética y un excelso sentido de la precaución.


Luego también ha habido algunos que no podrán tener nunca el privilegio de actuar bajo la carpa de este “Cirque du Chen” y nunca serán adornados con el título de Tauromágico, esos son un tal Mora, un acabado que hay que apartar, un nefasto Cuadri, que pretende criar un animal poderoso, con presencia y que se ha acercado mucho a un espécimen que llamábamos toro de lidia, Frascuelo, ese que sólo hace gracia a unos absurdos de su pueblo, Madrid y otros que han ido sobreviviendo en este circo como han podido y que en una tarde, acompañando a ese acabado de Juan Mora, puede que se hayan autoexcluido, Curro Díaz y Morenito de Aranda. Y que conste que no me he olvidado de ese José Tomás, pero una mala tarde la desgracia nos lo quitó de repente para el resto de la temporada. Habrá que esperar todavía más de lo que llevamos esperándole.


Como guinda y plato fuerte, no podían faltar los payasos, pero cosas de las modernas performances, éstos no saltan a la arena para hacer las delicias del respetable. En el Cirque de Chen al Soleil, los payasos son los que están en los tendidos y a los que se le quiere cerrar la boca a toda costa; hay que tener en cuenta que en un espectáculo de alegría, jolgorio y titiriteros no caben unos vociferantes señores que se empeñan en descubrir el truco, por muy evidente que este parezca. Eso sí, en el momento en que entregan su dinerito al dueño del local, no le ponen ninguna pega y es más, le intentan convencer de que ya no va a haber más trampa y que lo que van a ver va a ser “El mayor espectáculo del Mundo”.


No sé, pero visto lo que ha dado de sí la gira de “Tauromágicos”, casi parece mejor haberse quedado fuera del espectáculo y convertirse en un ente marginado no apto para este circo. Parece que sólo tiene porvenir aquel que se apoya en la trampa y en la vulgaridad. Y es que tal y como están las cosas, esto no hay quien lo entienda. A mí me queda una duda, y es que si los que tanto alboroto montan con este espectáculo, ¿realmente disfrutan? De que se divierten no me cabe duda, pero... ¿disfrutan? De momento sólo queda esperar al nuevo “show” del “Cirque de Manolita al Soleil del Chen” aunque que nadie se haga muchas ilusiones y que no espere grandes cambios.

martes, 2 de noviembre de 2010

SOLO LA MUERTE



Hay cementerios solos,
tumbas llenas de huesos sin sonido,
el corazón pasando un túnel
oscuro, oscuro, oscuro,
como un naufragio
hacia adentro nos morimos,
como ahogarnos en el corazón,
como irnos cayendo
desde la piel del alma.

Hay cadáveres,
hay pies de pegajosa losa fría,
hay la muerte en los huesos,
como un sonido puro,
como un ladrido de perro,
saliendo de ciertas campanas,
de ciertas tumbas,
creciendo en la humedad
como el llanto o la lluvia.

A lo sonoro llega la muerte
como un zapato sin pie,
como un traje sin hombre,
llega a golpear con un anillo
sin piedra y sin dedo,
llega a gritar sin boca,
sin lengua, sin garganta.
Sin embargo sus pasos suenan
y su vestido suena,
callado como un árbol.

PABLO NERUDA

DIOS GUARDE A UN TORERO

lunes, 1 de noviembre de 2010

EN PELIGRO DE EXTINCIÓN

"El flamenco no se aprende en una academia, se canta con faltas de ortografía", sintetiza el "gitano de vieja escuela" Alonso Núñez Núñez, Rancapino, en el libro que el crítico Alfredo Grimaldos acaba de editar sobre un arte que, asegura el autor en una entrevista con Efe, "ha ganado en dignidad" pero está en peligro de extinción.
En "Historia social del flamenco" (Península), Grimaldos da una perspectiva distinta del género, conectando a los artistas con su propio pasado, explicando de dónde vienen y cómo ha sido su evolución y "abriéndoles los ojos a los jóvenes, porque muchos confunden jondura con pachanga".
El autor (Madrid, 1956) explica que el flamenco es un arte de transmisión oral, preservado en el seno de grandes dinastías gitanas de la Baja Andalucía.
Una forma de vida, "muy dura", que ha ido cambiando con los años y ha pasado del trabajo en el campo y las noches en vela cantando para "los señoritos" en las ventas, a los tablaos y los festivales veraniegos, primero, y a los grandes teatros, después.
Los profesionales del arte jondo, dice, gozan hoy de mayor consideración social que nunca, pero en el camino también se han perdido muchas cosas y ahora hay, claramente, dos tendencias: la de los puristas, que creen que está en serio peligro, y la de los aperturistas, que mantienen que vive su mejor momento.
El "Robert Redford de África", como una vez describió Chano Lobato a Rancapino, que tiene la voz rota "de haber andado tanto tiempo descalzo", asegura en el libro que
"los artistas viven ahora mucho mejor pero el flamenco, no".
"El flamenco está a punto de extinguirse. Antes había artistas y ahora solo profesionales"
, agrega Manuel Morao, patriarca de los tocaores jerezanos.
Lo cierto es que entre 1960 y 1980, la "época dorada" del flamenco, Camarón, Paco de Lucía, Sordera, Los Habichuela, La Paquera, El Güito o Bambino se reunían todos los días después de actuar en sus respectivos "trabajos" para hacer su propia fiesta, el semillero de inspiración donde aprendían "lo de los demás".
"Ahora hay mucha menos diversidad, con palos como los fandangos del Gloria, la romera o la serrana que se pierden. El flamenco se escucha ahora en discos y este es un arte que requiere una ineludible cita con el duende, que salta en directo", afirma el crítico.
"Juan Talega decía que el cante se empieza a hacer con fundamento a partir de los cuarenta años y ahora a muchos gitanitos a los que le suena algo la voz lo que quieren es ser Michael Jackson, no Talega o Tomás Pavón", lamenta.
Grimaldos dice que él no sabe "qué es eso" del "nuevo flamenco", que el flamenco "lo es o no" y que esa etiqueta se utiliza ahora "de forma muy interesada y malsana para productos malos. No se puede pedir a la gente que pase aquellas penurias pero se puede hacer música de calidad".